Posiblemente habrán escuchado o quizás hasta probado las nuevas mezclas de yerbas que se venden como inciensos. Vienen en múltiples aromas y una infinidad de marcas. Dicen bien claro que no es para consumo humano. Se venden como incienso, pero se fuma para obtener “una nota”. Aseguran algunos que la han probado que induce sensaciones parecidas a las de la marihuana pero sin dar positivo a esta sustancias en pruebas toxicológicas (de orina). De hecho, no arroja positivo porque no es marihuana, no tiene THC que es el componente activo en esa sustancia.


Pero, ¿Qué es realmente esto?, ¿Es seguro su consumo?, ¿Porqué causa este efecto parecido a la marihuana? En quepasagaypr.com nos dimos a la tarea de investigar para ustedes, nuestros lectores, y contestar estas preguntas. Esto es lo que encontramos:



Se ha encontrado que muchas de estas mezclas de yerbas contienen una sustancia química, sintetizada llamada JWH-018, es un agonista de los receptores canabinoides. Pero, ¿Qué quiere decir esto? Lo que esto quiere decir es que el JWH-018 estimula las células realizando una imitación de la marihuana.


La sustancia se mezcla con las yerbas en cantidades que pueden variar de forma considerable. Se sabe que el JWH-018 es hasta cuatro veces más potente que el tetrahidrocannabinol (THC), que es el componente psicoactivo en la marihuana. Se ha encontrado que a mayor cantidad del compuesto, mayor será el efecto de la mezcla de yerbas. El JWH-018 se ha definido como químicamente fascinante ya que su estructura no se asemeja al THC pero produce el mismo efecto.

El JWH-018 no ha recibido licencia en ninguna parte del mundo para usos medicinales y poco se conoce sobre sus efectos en humanos. Ni siquiera se ha realizado estudios pre clínicos para determinar niveles de toxicidad.  Las agencias reguladoras siempre advierten sobre cualquier producto para consumo humano que no haya sido examinado antes. Se sabe que aparte del JWH-018 pueden haber otros químicos añadidos a estas mezclas con la intención de crear efectos embriagantes. El mayor problema aquí sería no saber que se consume porque como no es un producto controlado no se exigen controles de calidad.
El JWH-018 fue creado por John W. Huffman, un químico orgánico de la Universidad de Clemson en Carolina del Sur, quien dice que su meta era hacer un compuesto simple para estudiar las relaciones entre estructura y receptores. Si se fijan las iniciales de la droga coinciden con las de su nombre porque uso las mismas para nombrarla. El dice estar inclinado a creer que el compuesto no es tóxico y que estaría más preocupado por las impurezas en el proceso de producción.
Algo que debes saber es que el JWH-018 no mezcla bien con el alcohol. Esta mezcla puede empeorar los “marasmos” (“hangovers”) y causar dolores de cabeza en la base del cráneo que pueden durar hasta 4 horas. Además, el efecto no será tan duradero, aproximadamente 30 minutos como mucho.
El estado legal del JWH-018 es variable alrededor del mundo. Por ejemplo, es ilegal en Austria, Islas Canal, Chile, Francia, Alemania, Luxemburgo, Holanda, Polonia, Rumania. Es controlado en Brasil, Canadá, Rusia, Inglaterra. Es investigado en EEUU.
Como verás hay ciertos riesgos en el consumo de estas mezclas aromáticas. Quizás el mayor es que no sabes a ciencia cierta que estas consumiendo, así que es como jugar a la ruleta rusa. Pero si deseas información más completa sobre el JWH-018 acsesa esta página, allí encontrarás información más técnica sobre el compuesto:

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s